El presidente de Filipinas ordenó matar a su hijo si se le comprueban vínculos con el narcotráfico

0
70

En medio de su lucha contra el narcotráfico y el crimen organizado, el presidentede Filipinas, Rodrigo Duterte, mandó a matar a su hijo mayor tras ser acusado de tráfico de metanfetaminas.

Según destacó el periódico británico The Guardian, el presidente filipino afirmó durante un discurso ante un grupo de trabajadores en el palacio Malacanang enManila que “Mis órdenes son matarte y si te atrapan, protegeré al policía que te mate”. Así mismo, el presidente agregó que la orden aplicará a cualquiera de sus hijos que presuntamente esté vinculado con el narcotráfico.

Durante una audiencia en el Senado filipino Paolo, conocido como Pulong, fue acusado de formar parte de una mafia china transnacional. En un principio, el hombre de 42 años negó las acusaciones a las que consideró “infundada” y basada en “rumores”. Se conoce que las denuncias provinieron del senador Antonio Trillanes, quien aseguró que el primogénito de mandatario formó parte de una operación de tráfico de una tonelada de metanfetaminas provenientes de China que pasaron por Filipinas antes de seguir a otros destinos.

Esta no es la primera vez que acusan a Paolo, pues en el año 2016 también se recibieron denuncias por parte del sicario Edgar Matobato y el policía retirado Arthur Lascanas, quienes en conjunto aseguraron que Pulong no solo está involucrado en el narcotráfico, sino también se ha encargado de proteger a mafiosos, hecho que aún no está comprobado. En caso de comprobarse las denuncias, el mandatario afirmó no mostrar clemencia alguna.

Dejar respuesta