Mujer es agredida por su conviviente con un tubo

0
34

Esmeraldas.- ¡Auxilio, auxilio, ayúdenme por favor, que mi marido me quiere matar! fueron los gritos desesperados que repitió, Diana G., de 30 años, segundos antes de que cayera desmayada en los exteriores del Cuerpo de Bomberos de la parroquia La Unión, cantón Quinindé, zona central de la provincia de Esmeraldas.

Los desgarradores gritos de auxilio alertaron a los miembros de la Casaca Roja, quienes de inmediato salieron a socorrer a la mujer que presentaba varios golpes en su cabeza producidos por un objeto metálico (tubo), la estabilizaron y la fémina contó que quien la agredió fue su propio conviviente.

“Lo que pasa es que mi marido anda en malos pasos y se robó la batería de carro, yo lo delaté y me fui a dormir en un kiosco por temor a que me hiciera algo malo. No sé cómo dio donde estaba y me golpeó con un tubo en la cabeza. Luego me quiso ahorcar pero logré escapar y pedir ayuda”, narró la agredida.

Dejar respuesta