Rafael Correa“Ya no hay solo una mafia y ‘crisis’ económica. Ahora resulta que todas las obras están mal hechas”

0
234

El expresidente Rafael Correa repudió este miércoles el último informe presentados por el gobierno del presidente Lenín Moreno sobre el estado del sector de hidrocarburos en el que se evidenció la existencia de serias fallas, por ejemplo, en la Refinería de Esmeraldas.

“Ya no hay solo una mafia y “crisis” económica. Ahora resulta que todas las obras están mal hechas. Es decir, ya no somos “incompetentes” y “mafiosos” solamente nosotros, sino también TODAS las compañías internacionales que hicieron las obras, o, en caso contrario, nuestros trabajadores de la Refinería, que no han sabido manejarla”, apuntó en Twitter el exmandatario.

Preguntó que si hay fallas técnicas en la repotencianción de Refinería de Esmeraldas, por qué no se menciona a las empresas constructoras.  “Capaya (el exministro Carlos Pareja Yannuzzelli) es un corrupto, pero, ¿acaso él construía?”, remarcó y recordó que la fiscalización la realizó empresa internacional.

Aclaró que la repotenciación no costó 2.200  millones de dólares ”como falsamente se dice”, sino 1.200 millones en tres años. Están incluyendo los costos anuales de operación como costos de repotenciación, más o menos la misma barbaridad que hicieron con la ‘deuda’”, enfatizó.

“La Refinería era pura chatarra y una verdadera bomba de tiempo”, subrayó y afirmó que la inversión se recupera en 4 años, ya que se ahorraron 300 millones anuales.

Cuestionó si con tanto “dislate” el país tenga la capacidad de atraer inversión extranjera. “No ha servido el manejo económico, ni nuestra lucha contra la corrupción, ni los proyectos estratégicos, ni las escuelas del milenio, ¡nada!”, añadió.

Correa criticó el accionar del gobierno actual cuyo interés sería “sobresalir hundiendo a los demás” con “las armas más bajas: la calumnia y la infamia”.

Dijo que en el supuesto de que fuera cierta la incompetencia y corrupción de su gobierno, de eso también sería responsable el actual mandatario pues se desempeñó seis años como vicepresidente y cuatro en Ginebra como delegado de Ecuador ante la ONU. “Nunca se dio cuenta de tanto ‘desastre’”, añadió al lamentar el retroceso que ha sufrido el país en apenas dos meses.

Dejar respuesta